MINERALES QUE AUMENTAN EL SISTEMA INMUNE

La EFSA (Autoridad Europea de seguridad Alimentaria) hace énfasis de que algunas vitaminas o minerales como lo son el cobre , hierro , selenio , zinc, fosfato o las vitaminas A,B6, B12,C y D , son partícipes para hacer el buen funcionamiento del sistema inmunológico.

Aun sabiendo que estas vitaminas o minerales pueden mejorar tu salud, debes de tener en cuenta que estos suplementos deben de ser administrados por un dietista o nutricionista, ya que por exceso de minerales puede ser de alto riesgo. Sin embargo tenemos que tener en cuenta que existen tres grandes grupos de minerales  los describe de la siguiente manera de acuerdo con Carbajal A. En su Manual de Nutrición y Dietética.  De la Universidad Complutense de Madrid.

  • Macrominerales: Se componen por calcio, fósforo, magnesio, sodio o potasio, cloruro y azufre.
  • Microminerales o elementos de taza: Se encuentran en pequeñas cantidades en el hierro, yodo, selenio, zinc, flúor, magnesio, cromo, cobre y molibdeno.
  • Minerales ultra-traza : Estos minerales requieren cantidades mínimas y no son indispensables para el organismo al menos no para algún órgano, es muy raro que el ser humano tenga deficiencia de ellos los cuales son : aluminio , arsénico, bromo, boro, plomo, rubidio , antimonio, silicio, mercurio, germanio, cesio , cadmio, litio y bismuto .(SOMEICCA, 2014).

 Carnaval A. también menciona cada mineral los clasifica de esta forma:

  • Calcio (Ca)

Es el mineral más abundante del organismo pues forma parte de los huesos y dientes principales, contiene el 99,9% de calcio en el cuerpo, sus funciones es que forma parte  de su estructura, reserva de calcio para que mantenga una concentración en la sangre, interviene en la función inmunitaria, concentración, relajación de músculos, función nerviosa, si hay un exceso de calcio por el consumo de suplementos puede producir estreñimiento y alteraciones renales.

Se encuentra en los alimentos de la leche y sus derivados, pescados pequeños, sardinas enlatadas, hortalizas, frutos secos y legumbres.

  • Fósforo (P)

El segundo más abundante en el organismo. 85% se combina con el calcio en huesos y dientes. El fósforo forma parte de todas las células, contribuye al material genético (ADN y ARN), algunos hidratos de carbono y lípidos.

Se encuentran en fuentes de proteínas de origen animal como carnes, pescado, huevos, lácteos y en legumbres, frutos secos, además su deficiencia dietética prácticamente es desconocida, se añaden fosfatos a muchos alimentos procesados.

 

  • Magnesio (Mg)

La mitad del magnesio que se localiza en nuestro cuerpo se encuentra en el hueso como reservatorio el resto está en músculos y en tejidos blandos, actúa como confort en ciertos enzimas intracelulares. Interviene en el metabolismo de los hidratos de carbono, transmisión del impulso nervioso, el funcionamiento del sistema inmunitario, ayuda a prevenir las caries dentales.

Está especialmente en el origen vegetal: leguminosas, frutos secos, patatas, verduras y hortalizas también en algunos moluscos y crustáceos.

  • Hierro (Fe).

 Se divide en dos proteínas: la hemoglobina o pigmento rojo y la mioglobina o proteína de células musculares en ambas, el hierro ayuda a transportar el hierro necesario para el metabolismo celular. Se encuentra en dos formas:

  • Hierro hemo en los de origen animal:

Se absorbe mejor que el que se encuentra en origen vegetal, un 40% de estos alimentos contiene hierro hemo como: los de sangre, vísceras, hígado, riñón, corazón, etc. Carnes rojas, aves y pescado.

  • Hierro no hemo:

Se encuentran los alimentos de origen vegetal como: las leguminosas, frutos secos y algunas verduras, dato curioso el hierro vegetal se absorbe en pequeñas cantidades.

  • Potasio (K).

Ejerce una acción como la del sodio en el funcionamiento de las células, a diferencia de este, ya que juega un papel importante en el mantenimiento del balance hidroeléctrico y de la integridad celular, la transmisión nerviosa y la contracción celular.

Fuentes de potasio son las frutas, verduras  y hortalizas frescas, principalmente papas, plátanos, frutos secos, leguminosas, cacao y chocolate.

  • Sodio (Na).

Todos los líquidos de cuerpo contienen sodio e inclusive la sangre, su papel es crítico para regular el balance hídrico, es el principal catión de los líquidos extracelular del organismo es necesaria para la transmisión nerviosa  y para la contracción muscular.

Se encuentra en aceitunas, tocino, jamón serrano, lomo embuchado, corteza, papas fritas, frutos secos, etc.

  • Cinc (Zn).

Forma parte de más de 100 enzimas se relacionan con el crecimiento, todas las células contienen cinc , pero la mayoría se encuentran en el hueso de la glándula prostática y en los ojos , la principal proporción es un 60% de todo el organismo existente , se encuentra en el tejido muscular , parte muy importante de la masa muscular.

Se localiza en las carnes rojas, pescados, leche y leguminosas, buenas fuentes de este elemento, las ostras son especialmente ricas en cinc.

Ahora que ya conoces cuales son los minerales y en qué alimentos se encuentran, disfruta de un sistema inmunológico sano y fuerte.

Nutrición y sistema inmunitario. (n.d.). Retrieved from https://www.ucm.edu.co/covid-19/wp-content/uploads/2020/05/nutricion-y-sistema-inmunitario.pdf

Carbajal A.Manual de Nutrición Y Dietética. Universidad Complutense de Madrid. Sept. 2013,eprints.ucm.es/id/eprint/22755/1/Manual-nutricion-dietetica-CARBAJAL.pdf. Accessed 13 Enero . 2022.

¡SUSCRÍBETE PARA RECIBIR ACTUALIZACIONES DEL BLOG!

Únete a mi lista de correo electrónico para recibir actualizaciones e información.

Compartir esta publicación:

¡No hacemos spam! Más información en nuestra política de privacidad